Estilo

¿Cuál es la barba que debes llevar?

El vello facial es uno de los últimos nexos que tenemos con nuestros antepasados homínidos y con los primates: de un tiempo en el que era primordial esconder las reacciones de nuestro rostro. La barba es, pues, un elemento que añade misterio y mayor dureza a nuestro rostro. Si te decies a llevarla, elige aquella que va mejor con la forma de tu rostro.

La barba según tu fisonomía

Mandíbula rectangular. En este caso, la barba debe difuminar los bordes del rostro, de manera que lo haga menos cuadrado y más redondo. La que se recomienda es ligera en los bordes de la mandíbula, pero más crecida en la papada.

Rostro oblongo. La idea es que la barba haga verse al rostro menos alargado y cuadrado, con lo que se recomienda la sombra de los siete días.

Rostro redondo. Las barbas con un cuidado estilismo se desarrollan para dar a estos rostros un aspecto más masculino: corta y cortadas en cepillo.

Una para cada cual

Rostro triangular. Cuando se tiene una barbilla en pico, que remata un rostro triangula, lo mejor es que se deje una línea de la barba subiendo hasta el labio inferior, de manera que se rompa esa sensación de incomoda simetría.

Forma de diamante. Cuando el rostro desarrolla la figura de un diamante, hay que dejarse una barba abundante en los costados, pero corta al frente, de manera que se compense el desequilibrio entre la parte superior e inferior del rostro.