Padres

Cómo elegir un cachorro

Dos cachorros de labrador

A los niños les encantan los perros y cuándo llegan estas fechas suelen pedir un cachorrito en la carta a los Reyes Magos. Siendo realistas te vas a encargar tú del perrito, así que piensa bien si vas a poder prestarle la atención que necesita (pasearlo antes de ir a trabajar, otro cuando volvamos, educarlo, limpieza de regalitos, etc.): si tienes dudas intenta hacer ver al niño que hay otros animales que necesitan menos cuidados como los peces, un canario o un conejo. En caso de optar por un perrito fíjate en algunos puntos sobre cómo elegir un cachorro.

Todos los cachorros son adorables pero hay que tener en cuenta que luego crecen. Tenéis que buscar una raza que se adapte a vuestra vivienda: cuánto más grande sea más espacio necesita para moverse y correr. Precisamente por esa gran energía que tienen los perros grandes necesitan salir dar paseos largos y jugar mucho, por lo que consumirán bastante más tiempo que otras razas. Si vivimos en unpiso hay que buscar perros de raza pequeña y que echen poco pelo.

Aunque cada animal es diferente hay razas que son más nerviosas o territoriales mientras que otras son más tranquilas y sociables. Si en casa hay bebés o niños pequeños hay que buscar un perro que sea dócil y paciente para evitarnos sustos. Los niños pueden acabar con la paciencia de sus padres, así que imaginate la de un animal, pero hay algunas razas que son especialmente sumisos con los niños.

En las perreras y asociaciones caninas podrás encontrar perros que han sido abandonados, así que visítalas antes de comparar un cachorro. Quizás no encuentres tu perro ideal, pero seguro que alguno se adapta a lo que buscas. Adoptando un perro ayudarás a un animal necesitado y ahorrarás dinero ya que normalmente sólo suelen cobrar el coste de las vacunas y el chip de identificación.