Off topic

La clave del triunfo está en unos buenos neumáticos

Five tires. Chromed disks. 3d render

Una prueba muy exigente, donde el piloto y el coche tienen que rendir al límite de sus posibilidades durante toda la competición. Son las 24 Horas de Les Mans, donde volvió a quedar patente que la clave del triunfo está en unos buenos  neumáticos.

Para celebrar el éxito de la carrera Michelin y Audi presentan un documental con imágenes inéditas de la prestigiosa prueba francesa en la pasada edición. En ella vuelve a aquedar al descubierto la exigencia de Le Mans, donde la correcta elección de los neumáticos es esencial, al igual que el trabajo conjunto de las dos firmas, que lograron entenderse a la perfección.

Son conscientes de que para ganar es preciso rendir al máximo y las 24 Horas de Les Mans es una competición muy exigente, que apenas te permite respirar. Un mínimo despiste puede estropear el trabajo de todo un año y de un equipo de ingenieros y mecánicos. Hay que tener en cuenta que se pone mucho énfasis en esta carrera, con muchos meses de preparación para llegar en las mejores condiciones posible.

En el documental que presenta Michelin queda al descubierto la intensa lucha que mantienen la firma de neumáticos y Audi contra el reloj. Todo por conseguir subirse a lo más alto del podio.

Los pilotos que toman parte en ella son conscientes de la importancia de elegir los  neumáticos correctos. Una mala elección te puede condenar a la derrota. La firma de vehículos Audi sabe de lo que hablamos, porque su vinculación con Michelín solo le ha reportado éxitos. De hecho puede presumir de haber conseguido la victoria por cuarta vez consecutiva en Le Mans, la última el pasado mes de junio.

24 horas dan para mucho, pero cada segundo tiene que aprovecharse al máximo sin haber lugar a despistes. Durante este vídeo queda patente la importancia del tiempo. La rapidez y compenetración entre los distintos miembros del equipo hacen que esto sea una realidad.

Como si de un drama se tratase, podremos observar la preparación desde el día siguiente a la conclusión de la carrera de Le Mans 2012, es decir, 364 días por delante para conseguir los mejores neumáticos y el coche más competitivo. Todo ello nos llevará hasta el último segundo de la prueba.

En el transcurso de la competición también se observa como los asesores de Michelín prestan su colaboración a los distintos equipos a la hora de escoger los neumáticos más apropiados en función de las condiciones atmosféricas.