Padres

Los grandes miedos de los nuevos padres

Los miedos más habituales del padre primerizo

¿Un bebé en espera? ¿Considerando la opción de tener uno? Sin duda debes estar experimentando las dudas y miedos que asaltan a todos los padres primerizos, y ello debe esta acabando con el gozo que debería ser ingresar a esta nueva experiencia. Aquí te ayudamos a descartar los temores más habituales.

Los miedos más habituales del padre primerizo

Podríamos tener gemelos… Cuando se trata de recibir a un nuevo miembro de la casa, no es lo mismo uno que dos, y el temor de que ese vientre albergue más de una boca que alimentar nos sacude… Sin embargo, hay que recordar que los gemelos (y trillizos, y cuatrillizos…) son una rareza, incluso si hay casos en ambas familias de los padre.

Podríamos dejar de amarnos. Los problemas que se relacionan con la paternidad incluyen la creencia de que los hijos cambian o disminuyen el amor que la pareja se profesa entre sí. Se trata de una idea equivocada: el amor de pareja y a los hijos es de natural diferente, y dentro de un hogar hay espacio para ambos.

El bebé heredará vicios familiares. ¿Alcohólicos y adictos en la familia? No hay razón para suponer que los hijos heredarán esas adicciones, pues no se heredan, ni es una condición irremediable que aparezcan incluso si los padres las padecen. Lo mismo vale para malformaciones y enfermedades crónicas como el asma o la diabetes.

No lo podremos pagar. ¿Y quién dice que no? Ante miedo concretos, soluciones concretas: ahorro y disciplina antes de bebé.