Off topic

Noami Watts sin retoques

at the Hollywood Walk of Fame Ceremony honoring Simon Baker

Una de nuestras actrices preferidas (y no sólo porque algunos maledicentes aseguran que tiene los pezones más largos de la historia del cine) es Naomi Watts, una actriz que a sus 44 años tiene una figura y un talento que envidían muchas 20 años más jóvenes. Lo sorprendente (a los usos del Hollywood actual) es que la actriz no se ha hecho ningún tipo de cirugía. Lo suyo no son los retoques, sino los duros hábitos de una vida sana.

A diferencia de actrices habituales del cirujano como Nicole Kidman o Renée Zellweger, la Watts lo tiene claro acerca de no utilizar ningún tipo de ayuda quirúrgica para verse bien: “Nunca digas nunca -verdaderamente no juzgo a quien lo hace- pero gran parte de los personajes a los que interpreto están atravesando algún tipo de situación emocional, por lo que mi profesión requiere que tenga expresión. Si mi cara está congelada, ¿qué derecho tengo a interpretar ese papel?”.

De hecho, la australiana es defensora de la expresión natural: “Todas las mujeres que no se han retocado la cara siguen pudiendo interpretar grandes papeles, y aquellas que se han hecho algo lo han fastidiado, parecen raras. De todas formas, para mí es importante interpretar a grandes mujeres, y cuanto más vives más profundas son tus arrugas“.

¿El secreto de su figura según la actriz de Lo imposible?: “Si empiezo una dieta – algo que hacía habitualmente con 20 años – termino saltándomela y comiendo cosas que normalmente no comería”. Así que apuesta por una dieta equilibrada. Y es que dice que “Me sentiría muy mal si alguien me impidiese consumir hidratos de carbono – me encanta el pan y la pasta – y además soy bastante golosa”.