Off topic

Penélope Cruz: sexo y cine

Penélope_Cruz

Sexo y cine. Una combinación explosiva y de lo más habitual en la pantalla grande. El morbo y la sensualidad que desprende una buena historia acompañada de escenas tórridas y sensuales no es algo nuevo. Desde los inicios del cine, las pasiones entre hombres y mujeres han tenido su reflejo en el cine. Originalmente, no era posible reflejar la relación hasta el final debido a la censura y los gustos imperantes. Desde hace tiempo no existe ese problema.

Desde hace bastantes años, el sexo explícito no es exclusivo del mundo de la ponografía. Películas como Short Bus, 9 Songs, La vida de Adele o Lie with me contienen escenas de sexo explícito de ambos sexos. Sexo dentro del cine convencional sin ningún pudor como forma de contar una historia unida a un tratamiento del sexo de los más natural. Y no se trata de una cuestión marginal. Las estrellas del cine participan en escenas cada vez más subidas de tono y se convierten, automáticamente, en sex symbols y en diosas terrenales dignas de admiración.

La última en subirse al carro de esta moda es la actriz española Penélope Cruz que se encuentra rodando a las órdenes del director Julio Medem la película ” Ma ma”. Una historia de alto contenido sexual en la que Penélope Cruz vuelve a rodar en España con un director distinto a Pedro Almódovar y acompañada por los actores Luis Tosar y Asier Etxeandía.

El sexo vende. Las actrices y modelos actuales lo saben muy bien. Sin llegar al extremo de difundir sus propios videos privados como otras celebrities, enfocan su carrera buscando la mejor rentabilidad posible. Y saben que su cuerpo vende. Y la exhibición del mismo, vende todavía más.

No ha podido elegir mejor la actriz madrileña. Su primera colaboración con Julio Medem garantiza una película de calidad y el intento de no caer en lo más bajo en cuánto al tratamiento del sexo. Algunos de sus trabajos anteriores, Lucía y el Sexo y Habitación en Roma( con Elena Anaya desnuda casi toda la película) son la mejor muestra de su dedicación y trabajo.

En “ Ma ma” Penélope interpreta a Magda, una mujer con múltiples problemas que intenta dejarlos atrás viviendo al límite. Poco más se sabe debido al secretismo habitual del director de otras obras de culto como Vacas y La ardilla roja.

El cine y el sexo tiene una relación muy especial. No pueden vivir el uno sin el otro. Cuando no se podían filmar escenas de sexo se sustituían con personajes con una innegable tensión sexual entre ellos. Bien por la historia que interpretaban o porque era una tensión real dentro y fuera de la pantalla. El mejor ejemplo de esto es la relación entre Lauren Bacall y Humphrey Bogart. No necesitan saber su papel. Solo con ver sus miradas podíamos intuir cómo de volcánica era su relación fuera de la pantalla.

Una de las ventajas del cine es que perdura en el tiempo. Las personas envejecen, es ley de vida, pero las actrices que participan en escenas eróticas o sexuales perduran para siempre en el imaginario colectivo en su máximo esplendor. Nunca olvidaremos a Sharon Stone jugando con el picahielos o con un vestido blanco ceñido mientras cruza las piernas enseñándonos las puertas del paraíso en Instinto Básico. Tampoco podremos olvidar a Marlon Brando en El último tango en París. O laa escena de la cocina entre Jessica Lange y Jack Nicholson en El cartero siempre llama dos veces. Y en España, después de 40 años de dictadura vivimos el esplendor de la época del destape tras años de represión sexual.

Penélope Cruz no es especialmente simpática. Tiene admiradores y detractores casi a partes iguales y su relación con Javier Bardem, que no es la alegría de la huerta precisamente, tampoco ayuda mucho. No creo que sea tan mala actriz como piensan unos ni la mejor del mundo como proclaman otros. Es una actriz correcta. Las hay mejores y perores. En sus inicios rodaron juntos con el director Bigas Luna Jamón, Jamón junto a otro mito erótico como Stefania Sandrelli. Pero pasó por unos años en los que se negaba a mostrar su cuerpo desnudo en pantalla. Ya pasó, afortunadamente, ese tiempo y podemos disfrutar de nuevo de un cuerpo lleno de curvas bastante apetecibles. Con esta nueva película, esperamos disfrutar nuevamente de su cuerpo. Julio Medem no nos defraudará.