Emprendedores

Trabaja más: contrata alguien que te maltrate

Trabaja más contrata alguien que te maltrate

Es un hecho de los más tristes de la vida que, cuando empezamos a trabajar por nuestra cuenta, descubrimos algo terrible: que no rendimos como antes. Se ha demostrado que los trabajadores por su cuenta y los emprendedores suelen rendir hasta dos terceras partes menos que cuando tenían un empleo fijo. Si es tu caso, tenemos un consejo: contrata alguien que te maltrate.

Hazte de un supervisor

Si quieres ser productivo, realmente productivo, no tiene más remedio que estar bajo el mando de alguien. Es la naturaleza humanas: somos dados a consentirnos, a ser benevolentes con nosotros mismos, a prometernos que el día siguiente daremos ese tanto por ciento que haces falta, pero no, no va a ser sí…

La idea de contratar a alguien que te encauce ante esas distracciones de la vida cotidiana (las llamadas, los mensajes, las visitas a Facebook y Twitter) no es descabellada: los supervisores tienen su razón de ser. Se trata de personas obligadas a sacar lo más productivo de cada uno de nosotros aún a costa de nosotros mismos.

¿Quién puede maltratarte?

No necesitas un profesional: familiares y amigos pueden cumplir perfectamente con esa finalidad y a un precio muy económico. Déjales en tu casa, y que de improviso irrumpan para ver si estás haciendo lo que debes, revisen calendario, tus producciones, y lleven un puntual diario de tus avances y retrocesos.

Admítelo: necesitas alguien que te haga trabajar. Y puedes tenerlo por muy poco dinero. Tu trabajo y honorarios te lo van a agradecer.