Relaciones

Superar una ruptura amorosa

Angry couple sitting on sofa

Después de varios años de relación tu pareja te dice que ya no quiere estar contigo. Te rompe el corazón y te encuentras más solo que la una. Llegado a esta situación sabrías es posible que no sepamos superar una ruptura amorosa.

Tenemos que aceptar esta nueva situación y asumir los sentimientos procedentes de la ruptura, entre ellos el dolor, la angustia y la rabia. Para que la relación acabe lo mejor posible es preciso perdonar y agradecer todo este tiempo junto a la otra persona.

Surgen muchas dudas una vez que nos dejan. Hay un debate sobre la idoneidad de seguir siendo amigos. Lo aconsejable es que en los primeros meses se elimine el contacto lo máximo posible. Más adelante, cuando los sentimientos se hayan enfríado, podrías retomar la amistad, pero con cierta cautela. Deberías de preguntarte que pasará el día que la otra persona tenga de nuevo pareja.

Tampoco es preciso disputarse a los amigos que haya en común. Deben de ser ellos los que decidan, sin forzarles ni convertirles en espías de tu ex. En el caso de que no te encuentres bien con ellos lo mejor es que dejes de verles.

La opción de devolver los regalos puede interpretarse como un gesto hostil que desencadenará nuevas discusiones. Además, gran parte de los presentes que le hiciste a tu ex pareja no te servirán de nada y tendrás que tirarlos a la basura.

Si quieres pasar lo antes posible el mal trago de la ruptura deberías de romper con todo lo del pasado, y esto incluye fotografías y mensajes de móvil. Siempre tienes la duda de la reconciliación, pero no es aconsejable para tu salud. Tu vida cambiará, pero puedes seguir con tus aficiones como hasta ahora. Nosotros te proponemos por ejemplo un catálogo de ciudades para viajar solo en blogvacaciones.

Algo similar ocurre con las redes sociales. Deberías de eliminarle como contacto para evitarte sorpresas cuando escriba algo que no te guste. Ya se sabe que hay personas que lanzan mensajes al aire sin destinatario y que podrían referirse a nosotros posiblemente.