Estilo

Cómo seguir el ritmo de la tecnología y no gastar todo nuestro presupuesto en ello

El hombre moderno es un hombre que se vincula con la tecnología de modo amigable. El teléfono móvil es uno de los ejemplos más claros: dime que móvil utilizas y te diré que clase de hombre eres. En la era en la que nuevos smartphones cada vez más completos salen a diario al mercado, ¿cómo podemos hacer para mantenernos actualizados y no dejar todo nuestro presupuesto en ello? Las respuestas a continuación

Saber esperar

Si eres un fanático de la tecnología y te gusta tener lo último que hay en el mercado, entonces es probable que para consentir tus caprichos tecnológicos tengas que recortar en otros gastos. Sin embargo, la paciencia puede ser un gran aliado a la hora de disfrutar la tecnología: lo que hoy es nuevo mañana será viejo y eso, en el mundo de la tecnología, equivale a bajar de precio.

El truco está en saber cuánto esperar. El ejemplo claro son los modelos de iPhone. Todos los años, desde su lanzamiento, salió al mercado un nuevo modelo. Si crees que tu teléfono móvil solo tendrá una vida útil de un año, entonces no te limites: gasta tus ahorros en las diversas generaciones de iPhone. Pero si no es así, entonces puedes sacarle partido a los cambios generacionales del teléfono de la manzanita mordida: ahora que ha salido el iPhone 5, es una buena oportunidad para comprar el 4S a buen precio o inclusive modelos anteriores.

Saber buscar

A veces nos obsesionamos con tener lo último y cuando lo tenemos en la mano no sabemos ni para qué sirve. Lo mejor a la hora de ir detrás de nuevos gadgets es preguntarnos antes para qué queremos dicho dispositivo. Es muy probable que si queremos un móvil para hablar por teléfono, escuchar música, usar WhatsApp y acceder a internet no necesitemos el smartphone más caro del mercado.

Por el contrario, si somos muy exigentes con nuestro teléfono móvil, lo mejor será tener en cuenta cuales son las prestaciones de cada smartphone. Si nos interesan particularmente las aplicaciones, entonces es muy importante chequear que sistema operativo utiliza el teléfono que vamos a comprar para saber si dicho sistema cuenta con muchas o pocas aplicaciones.

Aprovecharse de los más ansiosos

El verdadero fanático de la tecnología probablemente se haya comprado un iPhone 4S en 2011 y ya esté ansioso por cambiarlo por el iPhone 5. Pero, ¿qué hará con el “viejo” iPhone 4S? Muy probablemente lo publicará en eBay o algún sitio parecido para sacarle algún dinero y es ahí donde el comprador paciente puede aprovechar para conseguir un buen móvil (que muy lejos está de ser un dispositivo desactualizado) a un buen precio.

  • Pingback: Zankyou, una aplicación móvil para organizar bodas | Blog Bodas